martes, 24 de enero de 2012

Te quiero.

- No sé lo que estamos intentando, pero yo no puedo odiarte e insultarte por las esquinas, simplemente porque no puedo. Pero que no voy a parar hasta conseguirlo, hasta que me muera de no dormir, de no tenerte, de no entenderte. Voy a quererte como tu me pides, sin preguntas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario